A mediados de lo que ha sido una semana difícil para el sector turístico nacional, se hace inevitable comentar lo ocurrido. Entre ayer y hoy, ha salido más de un titular haciendo referencia a lo que ya es la ex-Orizonia.

Por si hay alguien que aún no se ha enterado, ayer Orizonia cerró sus puertas. En su página web, nos cuentan que el grupo Orizonia se articula en 5 líneas de negocio (mayorista, minorista, aérea, receptiva, hotelera) abarcando toda la cadena de la industria de los viajes a través de su modelo de integración vertical, cubriendo así todos los segmentos del mercado hasta poner el producto en manos del consumidor final.

No es agradable escuchar que más de 3.500 personas van a perder su empleo en nuestro país. Esto se traduce en otra ola de jóvenes en la cola del paro, otra ola de familias destruidas y otra ola azotando nuestro sector.

No entraré en la parte polémica de las decisiones tomadas por los altos cargos. Sin duda, algo no se ha hecho bien y la empresa ha explotado. Y todo esto afecta al turismo, directa e indirectamente. Todo tiene consecuencias.

Una de estas consecuencias, que es la que me ha llevado a escribir sobre todo esto, es la reacción que han tenido algunos de los ex-trabajadores del grupo. Se trata de la creación de una nueva plataforma web, creada por los mismos ex-trabajadores. El nombre que se ha elegido para tirar hacia adelante este nuevo proyecto es el de Orizonia Talentos.

El proyecto consiste en un portal que conecta a los ex-trabajadores de Orizonia con otros profesionales de todo el mundo y de diversas áreas laborales que estén buscando candidatos para nuevos puestos de trabajo. Los ex-trabajadores son los invitados a registrarse y pueden hacerlo en este enlace.

Los talentos están organizados por especialidades: SEO, SEM, online marketing, social media, web performance, etc. y también existe un apartado para los trabajadores de Palma de Mallorca, la sede central de la compañía.

Toda esta gente es un ejemplo a seguir. Bajo el lema “El talento de Orizonia no cierra“, se han puesto las pilas y se están movilizando en la red. Ya están presentes en Facebook y en Twitter. Y de esta forma, se pretende dar a conocer a todos estos talentos que no pierden la fuerza ni su lucha por conseguir un buen trabajo en nuestro sector.

Una vez más, se demuestra el poder de las redes. Y una vez más, se demuestra que dónde hay talento, sobran los despidos. Todo el equipo de Turismo n-d lanza el apoyo a todos estos turismólogos que con fuerza y talento no se rinden. Si alguno de vosotros, se anima a participar en nuestro blog, queda totalmente invitado. Ánimo y fuerza.

Orizonia talento

Más sobre Caterina Jaume

Turismóloga y bloguera. De Mallorca. Dedicada a un turismo n-dimensional.