Category Archives: Turismo y algo más

Turismo & moda

Milán, París, Londres, y Nueva York son las llamadas capitales de la moda, junto con Tokio o Sao Paulo. A través de sus barrios trendys e inspiracionales,  han sabido atraer un flujo de turistas motivados por el fenómeno shopping.

La rapidez con la que ocurren los hechos, debido en gran parte a los avances tecnológicos, hacen tambalear la consistencia de los valores de la sociedad.

Como no podía ser de otra manera, el mundo de la moda y sus valores, también se ha visto afectado. De ahí la búsqueda de nuevos valores. La sociedad está cambiando a un ritmo frenético y veloz. Sus necesidades son diferentes y se orientan hacia la experimentalidad de las cosas, el sentimiento de pertenencia y el reconocimiento de uno mismo a través de los objetos que eligen. La moda es experimental, la moda es experiencia.

Muchos turistas, motivados por ello, encuentran en la moda un extraordinario gancho a la hora de elegir un destino.

Las ciudades compiten por llegar a ser la capital por excelencia de la moda. Como es el caso de Nueva York , cuyo alcalde, Michael Bloomberg, lanzó el llamado Project POP-UP NYC, un plan de desarrollo económico para asegurar que la ciudad de Nueva York conserve su posición y siga creciendo como la capital global de la industria y comercio de moda. Las ciudades luchan por hacerse un hueco entre los primeros puestos del circuito internacional de la Fashion week.

La semana de la moda de Nueva York genera un impacto económico de $865 millones por año.

Cientos de eventos crecen y orbitan alrededor de la misma invitando al público a formar parte del “espectáculo”. Un público que acude de diferentes países e incluso continentes, un público que genera negocio, no solo en el sector de la moda sino también en el sector turístico.

La hostelería, por ejemplo, es uno de los grandes beneficiados, no solo por la ocupación hotelera que genera el tráfico de turistas atraídos por la magia de la moda, también por los eventos, after parties, y desfiles de presentación de colecciones, cada vez más comunes y arraigados en las instalaciones de los hoteles. Y por supuesto no podemos dejar de mencionar los coqueteos de las grandes firmas de moda con el sector hotelero, como es el caso de Bulgari y Ritz Carlton.

Estamos en pleno auge del  turismo experimental y el shopping experience es un factor que no debemos obviar, sino por el contrario potenciar.

España tiene una arraigada tradición en el sector de la moda. La creatividad, la frescura y la calidad de confección de nuestros diseñadores y artesanos son el sello de identidad de la moda española. Esto podría servirnos como atractivo turístico y alternativa al “sol y playa” tan característico y estacional de nuestro país. Sin embargo, España se está convirtiendo en lo que podríamos llamar el “outlet de la moda”. Son los grandes retailers de moda low cost los que apuestan por nuestro país y no el turista atraído por el diferencial en moda de nuestros diseñadores. ¿Dónde está el problema? No hemos hecho bien los deberes, ni hemos sido constantes en nuestro esfuerzo por comunicar los valores del “made in Spain”.

¿Cúal es la solución? Salgamos fuera de nuestras fronteras y mostremos nuestro expertise (know how) y nuestros valores, consiguiendo así atraer nuevos turistas que quieran conocer nuestra moda, generando con ello un valor añadido en nuestra economía y sociedad y aportando al sector turístico una solución a uno de los peores males del sector: la estacionalidad. Pero este es otro tema que pretendo comentar en otro post.

Yo apuesto por  salir al exterior y mostrar nuestro talento, ¿y tú?, ¿te apuntas al reto?

Imágenes: Fashionista Trade Consulting

Arequipa, la ciudad blanca

Esta semana me propuse escribir sobre un destino y pensé en una ciudad, a mi parecer, aún desconocida,  una ciudad que me sorprendió gratamente: se trata de la ciudad de Arequipa, la segunda ciudad del Perú.

Arequipa se encuentra situada a pie de los Andes. Está rodeada por espectaculares volcanes, el más famoso de estos, el Misti (5.821 metros), símbolo de la ciudad, el cual puede ser visto desde la Plaza de Armas. Es conocida como la ciudad blanca debido al “sillar” (una piedra volcánica) usada en las construcciones de la época colonial.

Mi visita a Arequipa comenzó en la famosa PLAZA DE ARMAS,  en pleno centro histórico el cual es Patrimonio de la Humanidad. Podría decir que este lugar es un punto de encuentro tanto de turistas como de arequipeños.  Es una  plaza donde siempre hay  gente, con mucha vida y movimiento. Es agradable sentarse aquí y ver la vida pasar. 

Cuando estás en la Plaza de Armas es inevitable que te fijes en la majestuosa Catedral de la Ciudad,  la cual empezó a construirse en el año 1540 y terminó en 1656. Ha pasado por varias reconstrucciones, entre ellas a causa de un incendio y varios terremotos, el último en el año 2001 el cual causó daños en sus torres.  En el año 2002 terminaron las restauraciones de ambas. Nunca olvidaré la sensación de estar delante de esta construcción, simplemente me parece perfecta.

Mi visita continuó visitando las calles del centro histórico, contemplando sus construcciones de la época colonial hasta llegar al Convento de Santa Catalina.

El Convento de Santa Catalina, otro monumento  de obligada visita.  Se trata de una pequeña ciudad religiosa en pleno centro histórico de la ciudad. Fue fundado por una señora adinerada,  Doña María de Guzmán, en el año 1579 y al ser una pequeña  ciudad consta de iglesia, capilla, varios claustros, lavandería, cocina y por supuesto el patio donde las monjas se reunían a rezar el Rosario y a leer la Biblia. Es usual que las personas que visitan el convento lo visiten durante varias horas, y se pierdan por sus callecitas adornadas de flores. Cabe destacar que dichas calles tienen nombres de ciudades españolas como por ejemplo Sevilla, Burgos o Córdoba. 

De mi estancia en esta ciudad podría destacar estos tres monumentos los cuales han quedado grabados en mi memoria para siempre, aunque por supuesto no son las únicas atracciones turísticas que se podrán visitar. Recomiendo encarecidamente visitar el Mirador de Yanahuara, situado a dos kilómetros del centro, desde donde se podrá disfrutar de unas estupendas vistas del volcán Misti.

Por supuesto y para terminar, recomendar probar la gastronomía arequipeña, exquisita, destacando el chupe de camarones, el adobo arequipeño y el rocoto relleno.  Una verdadera experiencia religiosa.

 

Foto Plaza de Armas/ Catedral : El Buho.pe

Foto Convento de Santa Catalina: Diario del Viajero

Los cinco sentidos

Cuando una persona inicia un viaje hacia un nuevo lugar va en búsqueda de nuevas experiencias. Experiencias donde intervienen todos los sentidos.  El tacto, la vista, el olfato y el gusto se reactivan en el momento que nos encontramos con algo nuevo, diferente a lo que estamos acostumbrados.

Un caso particular que puedo destacar es mi llegada a España, concretamente a la capital, allá por el año 1995.  Mis primeros recuerdos se basan en un nuevo lugar, nuevos olores, nuevas personas y sobre todo nuevos sabores.  Gracias a mis tíos que viven en Madrid que nos acogieron en su casa los primeros días, pude degustar los primeros sabores del nuevo país donde iba a vivir.

Un simple pollo asado, pero hecho con aceite de oliva ya era completamente diferente a lo que estaba acostumbrada. He de reconocer que al principio no me gustó, y que incluso hubo un rechazo por mi parte, pero con el paso del tiempo se convirtió en un alimento básico en mi nueva dieta.

Está claro que cuando vamos o llegamos a un lugar desconocido intentamos retener lo máximo e incluso nos llevamos recuerdos físicos como souvenirs, fotos… pero las sensaciones son únicas.

Los destinos deberían cuestionarse el sacar provecho e influir en estas sensaciones sobre todo la oferta complementaria, sacar partido de las posibles experiencias que podrán sentir los visitantes de dicho sitio. No es nada nuevo, se trata del Marketing Sensorial . 

Por ello me gustaría plantear una curiosidad: ¿qué recuerdos tenéis de los lugares que habéis visitado?, ¿cuál es el sentido que más “se os dispara” cuando os enfrentáis a nuevos lugares?  y ¿cuál es vuestro destino “especial”, aquel que recordáis con más cariño?

 

Hemos descubierto la gastrosexología y queremos compartirlo con vosotros.

Mónica_Novas_Gastrosexología

Esta semana os queremos descubrir un concepto, una filosofía… y posiblemente una nueva “profesión” dentro del sector turístico. Hemos descubierto a una gastrosexóloga en Galicia  y queremos compartirlo con vosotros. Se llama Mónica Novas y con esta entrevista nos aproxima un poco más a la gastrosexología… ¿te apetece conocerla?

P: Hablar de gastrosexología es hablar de gastronomía, psicología y… ¿sexología? Para introducirnos en el tema y para las personas que escuchan esta palabra por primera vez, ¿cómo definirías la “gastrosexología”?

 R: El concepto de gastrosexología surge de la fusión de la psicología , la sexología y la cocina. Esta disciplina trata de explicar y aplicar los mecanismos de excitación que subyacen e influyen en el placer que nos proporciona el mundo de la gastronomía. La gastrosexología se sirve de la explicación de estos mecanismos psicológicos – sexológicos y de la sugestión inducida para que platos, bebidas, simbolos gastronómicos o determinados productos nos produzcan un placer incrementado.
P: En tu caso personal, cómo una psicóloga clínica llega a ser ¿psicóloga de la gastronomía? (Se ríen)
R: Bueno, hace varios años comencé a aplicar la psicología de modificación de conducta para niños a través de diversos cursos de cocina. Teniendo en cuenta que también tengo consulta de sexología decidí que se debería estudiar también la unión de las tres disciplinas. Psicología, sexología y gastronomía.
P: Podemos hablar de  “gastrosexología” como profesión ¿o es algo que aún no está posicionado como tal y simplemente es un concepto?
En realidad no es una profesión, es una nueva disciplina que diseñe y surgió de la unión de la psicología y la sexología pero con aplicaciones a la gastronomía. Por lo tanto está en fase de investigaciones y no se puede definir como tal profesión.
P: Cuando te preguntan a qué te dedicas, cuál es tu trabajo… ¿Qué respondes?
Que soy psicóloga clínica y sexóloga además de otras especialidades que no tienen relación con la gastronomía.
P: Sabemos que eres muy conocida en Galicia en el mundo de la gastronomía. Y en el resto de España, ¿conoces alguna persona que se dedique profesionalmente a la “gastrosexología”?
R: No existe nadie que se dedique específicamente a la gastrosexología, porque como ya te he comentado no es una profesión. Sino una fusión de disciplinas que yo he unido para comenzar una investigación nueva con esta nueva denominación de gastrosexología.
P: ¿Cómo ha sido acogida esta “profesión” de la gastrosexología, en el sector turístico de Galicia?
R: La acogida ha sido muy buena puesto que se ha entendido como una puesta en valor de los productos y la gastronomía de la zona de donde provienen con una base científica.
P: ¿Crees que la gastrosexología es una moda, una tendencia, algo puntual, o por el contrario perdurará a medio y largo plazo?
R: Creo que es una nueva denominación o disciplina que tengo que seguir desarrollando e investigando, por lo tanto queda mucho por hacer.
P: Sabemos que realizas talleres de gastrosexología. ¿Nos podrías explicar brevemente en qué consisten?
 R:   Las ponencias y talleres de  gastrosexología tratan de explicar los mecanismos de excitación que subyacen en el placer de comer o de cocinar para un comensal. Implican variables como: temperaturas, sugestión, texturas, recuerdos, olores y diversas cuestiones que afectan y pueden producir placer dentro del mundo de la gastronomía. En los casos de los talleres prácticos, los asistentes aprenden estos mecanismos gracias a la explicación, a la sugestión a través de imágenes , cine, música y posteriormente con la degustación de los platos en los que se pueden apreciar estas variables que afectan al placer. En la mayoría de las ocasiones estas preparaciones son obra de reconocidos cocineros, barman, baristas que me ayudan a ejemplificar dichas variables de placer gastronómico.

P: De los talleres realizados, colaboraciones, etc. ¿cuál ha sido para ti la más gratificante? ¿Cuál te ha aportado más como experiencia?R: Creo que me he rodeado de excelentes profesionales de la gastronomía y cada día puedo aprender y descubrir más de su trabajo para aplicar la gastrosexología.

En cada lugar que se imparte una ponencia o un taller intento que sea modificado según el profesional que me acompañe o el producto o productos a emplear en las demostraciones sacándole todas las capacidades gastrosexológicas.
P: Hablemos de turismo y gastrosexología… ¿Qué  lugar o lugares de Galicia te resultan más  sexuales?
En realidad me sugiere mucho los platos tradicionales o los productos autóctonos de cada zona porque partimos de la base de que si ha perdurado en el tiempo es porque es un plato o un producto excitante y gratificante. Cada lugar de Galicia mantiene esos productos, lo importante es descubrirlos y ponerlos en valor explicando el porque de su éxito durante el tiempo.
P: ¿Qué comida típica gallega consideras más sexual? ¿y bebida?
R: En este tiempo he descubierto joyas de la cocina típica de algunas zonas de Galicia que me han gustado por lo inusual de su manera de comer o de elaborar. No solo son los ingredientes, a menudo la ceremonia es muy importante, por ejemplo con la empanada de costrela de A Rua. En cuanto a las bebidas, los vinos tostados naturalmente dulces entre las bebidas que se estan recuperando y también nuevas adquisiciones en Galicia con varios vinos espumosos tienen mucho que decir. Pero siguen muchas cosas por investigar.
P: Para terminar, nos gustaría hacerte una pregunta curiosa… En tu opinión,  eso de ver el lado sexual a la comida, ¿es algo objetivo, real, existe, o por el contrario se necesita tener alguna cualidad especial para verlo?
R: La cualidad especial la tenemos todos, lo importante en gastrosexología es tener curiosidad y ganas de aprender para poder abrir la mente, ver y vivir la gastronomía de otra manera más placentera y desde el conocimiento.
Y si queréis conocer más sobre ella, podéis hacerlo en http://gastrosexologia.com/

Un Libro con mucho Sabor a Vida busca #Corazonesverdes

 

Como hablaremos del turismo desde las “n” dimensiones, mi intervención en este blog contará una historia reciente del sector turístico de Galicia desde la dimensión de la solidaridad.

Un día de este pasado mes de Abril, comencé a ver en mi Timeline, un montón de gente conocida hablando de la presentación de “Sabor a Vida”; había una cuenta de twitter, y ¡hasta un hastag asociado de #corazonesverdes… ¡ ¿Qué es esto? Mi cara fue todo un poema en ese momento, pues empezaba a haber tanto ruido sobre ese tema que investigué un poco más… Mi sorpresa fue cuando descubrí la historia que existía detrás de Sabor a Vida; no dudé ni por instante en acudir a la presentación, y seguramente el resto de las personas que estaban allí tampoco. Recuerdo que se palpaba tanta emoción en el ambiente, que hubo más de una lágrima… Pero… ¿por qué tanta emoción?

Sabor a Vida
Sabor a Vida

Simplemente haré una breve referencia al proyecto, pues está todo explicado y detallado en su página web: http://www.saboravida.es/index.html

Un grupo de personas del mundo de la hostelería, 12 +2 + 1: 12 cocineros, 2 sumilleres, y un fotógrafo con la cocina como pasión, se unen para llevar adelante un proyecto: la publicación de un libro de recetas de cocina. Pero no es un libro cualquiera… Los beneficios de la venta del libro van de forma íntegra a la Asociación contra el Cáncer de Santiago de Compostela. Añadir también que para la publicación del libro colaboraron también desinteresadamente el fotógrafo, las diseñadoras gráficas y otras personas que lo hicieron posible.

Me pareció muy interesante contar el Proyecto Sabor a Vida en este blog para buscar más corazones verdes por el resto de España; porque os aseguro que en Galicia ya somos unos cuantos…

Ya sabéis, compañer@s. Si queréis probar buenas recetas, con productos gallegos de primera calidad, y de la mano de grandes profesionales, éste es vuestro libro. Aunque me informaron estos días que ya quedan pocos ejemplares, por lo que si os interesan daros prisa en comprarlos.

Os animo a que entréis en su web, y veáis el vídeo presentación. Os aseguro que no os dejará indiferentes… Un consejo: si hoy es uno de esos días en el que la sensibilidad está a flor de piel, mejor dejadlo para otro momento…

Termino con una cita del Equipo Sabor a Vida:

“Nuestra intención es ayudar desde la solidaridad, la unión y el compromiso”

Y tú, ¿eres uno de esos #Corazonesverdes?

 

Sabor_a_Vida
Equipo Sabor a Vida en la Presentación del libro.

¿Por qué Turismo n-dimensional?

El turismo es un sector que se relaciona con muchas áreas. Cuesta definir la frontera, si es que existe, entre lo que es turismo y lo que no lo es.

El turismo se mezcla con los destinos, se alía con el residente y se comparte con el visitante. Es un sector complejo que merece ser entendido en todas sus dimensiones.

El turismo no se puede medir, únicamente, con el número de llegadas de turistas ni con el ingreso medio que realiza el turista en un destino. El turismo contempla aspectos de difícil medición que no pueden valorarse, solamente, con datos numéricos. Gran parte de este sector debería medirse con valores sociales. Si tuviera que definir el concepto turismo con un solo adjetivo, éste, sin duda, sería social.

Otro atributo que puede definir este concepto es la sinestesia, lo contrario de anestesia. La sinestesia aplicada al turismo consiste en experimentar sentidos mezclados: el turista ve la música, huele las texturas o saborea los colores. Une todas las sensaciones en una única experiencia concluyendo así la mezcla de las mismas.

Algunos dicen que todos los niños nacen sinestésicos y, a medida que van creciendo, se van cortando conexiones entre unos sentidos y otros, proyectando cada sensación sobre un eje unidimensional. Tal transformación se produce debido a la adaptación a ciertas normas sociales. Parece que los sinestésicos tienen la suerte de haber conservado esas percepciones más puras, y poder sentir las cosas de un modo más amplio. El turismo provoca esta confusión.

Turismo n-dimensional nace de estas reflexiones y se pone en marcha para expresar un turismo que contempla n-dimensiones.

¡Que vienen los rusos!

Leyendo la revista El temps, revista a la que los de mi trabajo están suscritos, me he encontrado con un reportaje sobre la llegada de rusos a nuestras tierras. Casi lo están comparando con la llegada de los alemanes, en el caso de Mallorca, en los años 60. Los rusos vienen a hacer turismo y, a menudo, también en busca de una segunda residencia para veranear en nuestras tierras. Estos hechos nos suenan. Eso ya ocurrió: la ley del péndulo.

El reportaje nos habla de la cultura de estos nuevos turistas, de sus costumbres y de cómo considerar la llegada de los rusos como una oportunidad que hay que aprovechar.

Aunque sean muchos los rusos que llegan, no se puede clasificar que el turismo que hacen sea de masas. Se trata de un turista que busca cultura y compras. Es un turista poco estacional que viaja en otoño, invierno, primavera y verano. Compagina el “sol y playa” con la cultura y eso no es fácil de encontrar en los turistas que visitan Baleares. Se trata de un turista de clase media-alta, que viaja en familia. Es discreto pero sofisticado y tiene un nivel de estudios elevado.

Nos cuenta, el reportaje, que este turista que llega de las repúblicas ex soviéticas, no habla inglés y le gusta y agradece  poderse comunicar en su idioma. En el primer contacto es reservado y desconfiado y le incomoda que le pregunten algo cuando entra en una tienda. Las barreras culturales e idiomáticas de estos turistas parecen infranqueables. Pero seguro que podremos con ellas, pues pudimos con la cultura alemana. También quisiera añadir que a pesar de esta apariencia tan distante, si a este turista le interesa algo en concreto y percibe las más mínima amabilidad o ayuda, lo agradecerá con creces.

De todos los turistas rusos que viajan a España, el 70,5% lo hace en la región del mediterráneo que comprende Catalunya, País Valenciano y Baleares, siendo el porcentaje de llegadas para cada una de estas regiones el 56,9%, 6% y 7,6% respectivamente. Esto indica que, a pesar de las diferencias culturales e idiomáticas, a los rusos les atrae nuestra cultura y nuestras costumbres mediterráneas.

Además, superan el gasto medio por turista (97€ por día) que asciende a 120€ por día. También superan la estancia media (9,5 días) estando aproximadamente 10,6 días en el destino.

Lo que quiero decir, es que está emergiendo un nuevo turista que busca nuestro calor mediterráneo. Surge un nuevo turista, con alto poder adquisitivo con ganas de consumir nuestros servicios y comprar parte de nuestros bienes. Tenemos que ir con pies de plomo para no desperdiciar tal oportunidad y hacer las cosas bien. Hay que empezar a ponernos al día con su cultura, aprender su idioma y, poco a poco, empezar a enfocarnos hacia un nuevo turismo para nuestra isla. Este turismo puede ser uno de los primeros pasos para cambiar la mala imagen que, en ocasiones, nos hemos ganado. добро пожаловать!!

1 2 3 4